Chofer de Cabify tenía en su poder el celular de Mara Fernanda: Fiscalía de Puebla

El juez impuso prisión preventiva en contra del chofer sospechoso por la desaparición de la estudiante de la UPAEP

Por: Gabriela Hernández

PUEBLA, Pue. (apro).- En las investigaciones realizadas por la Fiscalía General del Estado (FGE) se encontró que Ricardo Alexis “N”, chofer de Cabify, tenía en su poder el celular de la joven Mara Fernanda Castilla Miranda, y que manoteó con ésta cuando la joven presuntamente aún estaba dentro de la unidad de alquiler.

Durante la audiencia de Control de Detenciones que se llevó a cabo este jueves 14, el juez impuso prisión preventiva en contra del chofer, quien aparece como sospechoso por la desaparición de la estudiante de la Universidad Popular Autónoma de Puebla (UPAEP), ocurrida la madrugada del viernes 8.

Sin embargo, la audiencia para vincularlo a proceso quedó suspendida hasta este viernes 15, luego de que el juez determinó que el abogado a cargo de la defensa no estaba preparado para el caso, por lo que pidió a Ricardo Alexis que nombre un nuevo defensor o que acepte uno de oficio.

En la audiencia de Control de Detenciones, el Ministerio Público reveló que la geolocalización de los celulares, tanto de Mara Fernanda como del chofer de Cabify, han coincidido los días 9, 10 y 11 de septiembre en Santa Úrsula Zimatepec, municipio de Tlaxcala, por lo que se sustenta que el chofer es probable responsable de la privación ilegal de la libertad de la joven.

También durante la audiencia quedó en claro que el servicio para transportar a la joven desde la recta a Cholula hasta al fraccionamiento Torres de Mayorazgo, donde vivía junto a su hermana, duró 40 minutos, pues se realizó desde las 5:02 hasta las 5:42, cuando se da por hecho que ese trayecto no debe demorar más de 20 minutos.

La hermana de Mara, Karen Castilla, dijo que luego de que la joven tardó en llegar a la casa, ella llamó al conductor de Cabify y éste le aseguró que la llevó hasta la entrada del fraccionamiento y que, al bajarla, se dio cuenta de que en el lugar había una camioneta negra, pero que no pudo ver si la universitaria subió a esa unidad.

El MP aseguró en la audiencia que en el video de vigilancia del fraccionamiento se puede observar que el chofer de Cabify detiene el carro Chevrolet Sonic unos metros antes del edificio de departamentos donde vive Mara Fernanda y apaga las luces y permanece estacionado por casi media hora, tiempo en el que usa su celular y enciende brevemente las luces.

Además, el MP reveló que luego de que peritos analizaron las imágenes, pudieron establecer que Ricardo Alexis manotea con alguien que se encuentra en el asiento trasero del lado del copiloto, lugar donde declaró que viajaba Mara Fernanda.

Igual quedó confirmado que, de acuerdo con el video, la joven nunca se baja de la unidad de alquiler.

Entrevistado en el lugar, el padre de la joven, Alejandro Castilla, dijo que sospecha que Ricardo Alexis, de 21 años, quien es originario de Tlaxcala, pudo haber vendido a su hija a tratantes de personas o que es posible que aún la tenga en cautiverio.

Igual descartó que la desaparición de la estudiante se trate de un secuestro, pues hasta ahora no han recibido llamada alguna para pedir rescate por su liberación.

En las redes sociales se ha desatado una campaña de mensajes tanto de apoyo para tratar de localizar a la joven, pero también de ataques contra la familia, o informaciones falsas sobre un supuesto secuestro o sobre la localización del cuerpo que supuestamente corresponde a la joven.

Al salir de la audiencia, Karen Castilla dijo que han tratado de no prestar atención a toda esta campaña, luego de que su familia se encuentra concentrada en la búsqueda de su hermana.

También anunció que este domingo 17 harán una marcha en Xalapa, Veracruz, de donde es originaria su familia, con el fin de exigir a las autoridades que actúen para localizarla, y que igual pretenden llevar a cabo una movilización en Puebla.

Además, desmintió la información publicada en algunos medios donde se asegura que la joven estuvo en días previos en Tlaxcala.

“Mi hermana y yo somos muy unidas, somos las mejores amigas, siempre estamos juntas, vamos a la misma escuela, comemos juntas todos los días, tenemos los mismos amigos, entonces yo le puedo decir que nunca hemos estado en Tlaxcala”, declaró la joven.

Cabify exige castigo 

La empresa Cabify emitió un boletín en el que condena la desaparición de la joven, a la vez que pide todo el peso de la ley contra quien resulte responsable y califica el hecho como algo “completamente inusual”.

“Desde el inicio de la investigación, Cabify ha colaborado con la Fiscalía General del Estado de Puebla aportando información detallada del viaje realizado. Nuestra tecnología nos permite aportar datos e información de valor para lograr avances en el proceso de investigación. Mantenemos también nuestro compromiso con el proceso y las autoridades”, indica.

En el boletín, asegura que el protocolo de seguridad de esa empresa “es el más estricto del mercado”.

“Cada uno de los conductores debe superar diferentes pruebas y exámenes antes de poder prestar su servicio a través de nuestra plataforma. En cualquier caso, cada uno de nuestros protocolos está sometido a un proceso de mejora continua”, reconoce sin aceptar responsabilidad en los hechos.

Cabify menciona que ha mantenido una postura “imparcial” y que ha deshabilitado al conductor de la aplicación, al tiempo que entregó a la autoridad toda la información en su poder “Seguiremos siendo imparciales”, justifica.

“Pediremos todo el peso de la ley para aquel o aquellos que resulten responsables. Queremos comunicar que es una situación completamente inusual para nosotros”, se desmarca la empresa. “Se trata del primer caso de esta naturaleza que se presenta a nivel global después de seis años de operación”.

Al final, Cabify pide el apoyo de la ciudadanía para aportar datos que lleven a la localización de la joven.

mav

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto